MÁS A MENUDO Y MENOS PERFECTO

A veces me siento inspirada por mis coachees, aquellas personas a quienes guío y apoyo (por si no conoces este término). Ayer fue uno de estos días.

Era mi turno de dirigir la sesión para nuestro programa grupal UNSTOPPABLE. Hablábamos de perfeccionismo, miedo al fracaso y toma de decisiones.

La conversación nos llevó al poder de los pequeños pasos, y cómo podemos superar nuestros miedos también en las pequeñas acciones.

Desde que nos mudamos recientemente a Tenerife, Simo y hemos estado buscando un apartamento. En la tarde, visitamos uno y, caminando por la zona, reconocimos otro que solo habíamos visto online pero que aún no habíamos concertado una visita con la agencia. Así que tuve curiosidad y pensé, y si tocamos la puerta y le pedimos a la gente que está ahí que nos lo muestre?

Dudamos, pero pensé en esta conversación con el grupo, y me dije: y qué importa si dicen que no? Let’s do it!

Así que tocamos el timbre y abrió un chico adolescente. No nos dejó entrar porque sus padres no estaban en casa, tuvimos una pequeña charla y me fui con la buena sensación de haberlo al menos intentado.

Así es como nos entrenamos para desafíos más significativos, en estas pequeñas cosas. Puede parecer una tontería, pero cuando en ese momento vacilamos, reconocí lo que me impedía tocar el timbre. Así que seguí adelante y lo hice.

Y a ti? Qué te detiene a tomar acción, incluso en lo más mínimo, cosas que a veces calificamos de “sin importancia”?

Cuando la brecha entre donde estás y donde quieres estar parece demasiado grande, intenta dar un paso mínimo. La brecha puede ser más pequeña de lo que parece ser.

O puede ser muy grande, pero si no das los pasos más pequeños, no avanzas.

Si esto te inspiró o te hizo pensar, mi misión está cumplida.

Cuéntame en los comentarios aquí abajo, o envíame un mensaje directo. Esta podría ser tu pequeña acción hacia algo más grande 😉

P.D.: Sé que ha pasado un tiempo desde la última vez que escribí aquí en el blog. Este es un primer intento de hacerlo más a menudo y menos perfecto.

Todavía estoy por escribir sobre mi recorrido personal y profesional en este último año y medio, y nuestros viajes a la India! Y lo haré, prometido.

qué piensas?